FASCIMILES BILLETES ESPAÑOLES


La categoría de facsímiles reúne la historia de España papel moneda, donde cada billete    relata un fragmento de hechos que guarda los cambios políticos y sociales de España.

Esta colección contiene 80 representaciones idénticas de billetes españoles, haciendo una selección cuidadosa de aquellos más curiosos, con algunas de sus características y hechos que marcan su circulación en el país, las cuales resultan de gran preferencia entre los conocedores de la historia del billete español.

Esta obra maestra nos pasea desde que los primeros billetes llegan a España en el año 1783  emitidos por el Banco de San Carlos, predecesor del Banco de España, impresos en Londres, por la casa “Wradbury Wlkinson and Company”, siendo utilizados como elementos de difusión de cultura, ya que en ellos se imprimieron los rostros de famosos artistas, letrados y personajes relevantes para la cultura, utilizándose como homenaje en algunos casos y como propaganda en otros.

Se hace un paseo desde los billetes clásicos considerados unas verdaderas obras de arte, después del cambio de vales reales monocromáticos, a los billetes impresos en colores y con figuras importantes de la historia española, con la principal intención de detener la falsificación del papel moneda, además de calar en la sociedad española

También incorpora billetes de Alfonzo XIII, en los que la transición entre el escudo republicano y la peseta, marca la diferencia en este periodo, siendo para el momento el objetivo del Banco Español la distribución masiva en todo el territorio y colonias de la peseta. En los billetes comienzan a aparecer imágenes de reyes españoles, el primero fue en homenaje a Carlos III, y ya en 1903 se comienzan a destacar en los billetes los logros de España en la Revolución Industrial apareciendo en ellos chimeneas de fábricas, las locomotoras a vapor, entre otras, evocando este importante periodo para el país

Durante la Segunda República la emisión de billetes también sufrió cambios que aunque fueron paulatinos marcaron grandes diferencias con los billetes de las tres primeras décadas del Siglo XX. Cuando se produce el decreto del 23 de julio de 1931 se pretendía que las próximas emisiones tuvieran incluidas referencias a símbolos republicanos, en representación del nuevo sistema, haciendo desaparecer imágenes que evocaban a la iglesia o a la monarquía. Algunos rasgos destacables de los billetes durante este momento, como la marca de agua impresa en cada uno, en los cuales se hacía referencia a imágenes alusivas a la República, y no necesariamente al diseño protagonista representado en el anverso de cada billete.

Es destacable la presencia de algunas representaciones de los billetes que circularon durante la guerra civil, en la que pueblos y ayuntamientos debieron implementar un billete al estilo vale real, en vista de la escasez de moneda metálica y el bloqueo de regiones, este billete circulante y de valor sólo en el mismo sitio de su emisión equivalía a valores fraccionarios de la peseta.

Y por último la historia del billete español, pasa los cambios en su diseño, imágenes, calidad del papel y sistemas de seguridad a partir del periodo considerado como el Estado Español, pasando posteriormente por el reinado de Juan Carlos I, de los cuales también se incorporan algunas emisiones distintivas de cada periodo.

Encuentre el billete que busca

Categorías

Resetear este grupo

Subcategorías

No hay opción disponible en este grupo

Conservación

No hay opción disponible en este grupo

Temática

No hay opción disponible en este grupo

Precio

150,00 € - 185,00 €

Usamos cookies para mejorar la experiencia de navegación.
Aceptando este aviso, estás aceptando nuestra política de
cookies. Puedes consultar nuestras políticas en este enlace.